Sentencia TJUE Reclamar Hipoteca Calculadora IRPH

Calcula tu hipoteca y recupera el dinero que has pagado de más

Un abogado especialista analizará tu caso sin ningún compromiso

Cómo encontrar las mejores hipotecas - Hipotecas Saltar al contenido
Hipotecas

Cómo encontrar las mejores hipotecas

abril 8, 2020

Firmar una hipoteca es una decisión muy importante en la que no se tienen que cometer errores. Contar con herramientas, como un buscador, un comparador de hipotecas o asesoramiento profesional resultará de gran ayuda.

Las mejores hipotecas actualmente

La oferta hipotecaria en la actualidad es muy extensa y variada. Las entidades financieras quieren realizar sus mejores ofertas con el fin de conseguir la mayor cantidad de clientes posibles. Si un consumidor quiere encontrar la mejor hipoteca adaptada a sus necesidades y posibilidades, es muy importante contar con la mejor información y herramientas hipotecarias de calidad.

Un comparador de hipotecas resultará fundamental para encontrar buenas ofertas. El interesado puede también conseguir información excelente contando con asesores financieros especializados en materias bancarias. Y por supuesto, no se debe renunciar a escuchar los consejos de familiares y amigos, que en su día ya firmaron una hipoteca. Pueden ser cruciales para no cometer errores.

Herramientas financieras y asesores en materias bancarias

Existen calculadoras, simuladores, buscadores y comparadores hipotecarios muy potentes que posibilitan conseguir ofertas hipotecarias adaptadas al perfil de cada cliente. Como hemos comentado, si queremos un trato más personalizado se puede optar por asesoramiento hipotecario profesional.

¿Conseguirė mi hipoteca? Te ayudamos a conseguir la mejor hipoteca para ti.

Todo lo anterior cuenta y es importante porque facilita de forma significativa la labor de encontrar las mejores hipotecas, las más adaptadas a los intereses y situación del cliente, y por supuesto a no cometer equivocaciones graves.

La importancia de no cometer errores en la firma de una hipoteca

En el pasado, en la etapa de expansión económica y del boom inmobiliario, se cometieron muchos desaciertos en la constitución y formalización de préstamos hipotecarios. Aunque las entidades financieras incorporaron a los contratos muchas cláusulas abusivas, algunas de gran envergadura y de perjuicios económicos graves al consumidor, como las cláusulas suelo y las cláusulas IRPH, que ahora se encuentran totalmente judicializadas, los consumidores también por desconocimiento y excesiva confianza incurrieron en muchas equivocaciones e imprudencias en la firma de hipotecas.

El consumidor tiene que tener presente que firmar una hipoteca cometiendo errores que le provoquen un perjuicio económico, le conduce a una situación muy problematica. Resulta muy complicado resolver desaciertos después de la constitución del préstamo. Las entidades financieras son muy reacias a aplicar cambios o mejoras en las hipotecas firmadas por sus clientes. Es crucial asegurarse antes de la firma del contrato hipotecario de que se está eligiendo de forma correcta. De esta manera se evitaran reclamaciones posteriores.

Elegir entre hipoteca a interés fijo e hipoteca a interés variable

La primera y principal decisión con la que se enfrentan en la actualidad los clientes es la de elegir entre hipoteca fija o hipoteca a interés variable. Hace pocos años, la opción mayoritaria era decidir entre hipotecas a interés variable, descartando mayoritariamente ya de entrada, las hipotecas fijas por sus intereses más elevados. Sin embargo, la caída del Euribor hasta niveles por debajo del 0, ha motivado a muchas entidades financieras a rebajar sus ofertas hipotecarias de tipo fijo haciéndolas realmente muy atractivas. Estas circunstancias han impulsado la comercialización de hipotecas fijas a porcentajes elevados en la actualidad.

Elegir una hipoteca fija o variable dependerá finalmente del consumidor. Nadie le podrá pronosticar de antemano cual será la decisión más acertada. Actualmente se puede conseguir una hipoteca fija por debajo del 1,5%. También una hipoteca a interés variable con un diferencial sobre el Euribor por debajo del 1%.

Es muy importante moverse dentro de estos parámetros. Si el consumidor logra una hipoteca fija que no exceda del 1,5%, o una hipoteca variable por debajo del 1% del diferencial sobre el Euríbor, habrá sido ya un buen acierto, independientemente de si la hipoteca ha sido finalmente a tipo fijo o a tipo variable. Y será un acierto, porque la hipoteca fija da al consumidor la muy apreciada tranquilidad de pagar siempre la misma cuota. La hipoteca variable dará la ventaja al consumidor de que las primeras cuotas serán mucho más baratas que en la hipoteca fija, y con la posibilidad, ya dependerá de la suerte, de que sean más baratas durante mucho tiempo.

En la tarea de encontrar las mejores hipotecas deberemos de contar con un listado en el que aparezcan tanto préstamos de interés fijo como de interés variable.

Distinción entre el TIN y el TAE de una hipoteca

Otro aspecto que no puede perderse de vista, es que el cliente debe saber distinguier entre el tipo de interés y el TAE. La Tasa Anual Equivalente (TAE) es lo que permite al consumidor comparar hipotecas. Sin duda, hay que fijarse en la TAE. Esta tasa fue especialmente creada en 1990 por el Banco de España, para poder ayudar a los consumidores a comparar productos financieros, entre ellos, los préstamos hipotecarios.

El TIN que es el tipo de interés nominal, solo nos indica el porcentaje que el banco va a cobrar a su cliente por la cantidad de dinero que le presta. Sin embargo, la TAE incluye gastos y comisiones que pueden ser importantes. Así puede haber dos hipotecas, una con un TIN más bajo que otra, y el consumidor pensar que es más barata la primera. Sin embargo, podría ser más cara esta primera, si la TAE que sí que incluye los gastos y las comisiones, tuviera un valor más alto que la TAE de la segunda.

En definitiva, para encontrar las mejores hipotecas queremos enfatizar la importancia de contar con herramientas de calidad. El buscador y el comparador de préstamos hipotecarios proporcionará importante información hipotecaria antes de firmar. También es importante contar, si es posible, con asesoramiento profesional y financiero que oriente al cliente hacia la hipoteca que mejor se adapte a sus necesidades y posibilidades. Es necesario además, elegir inteligentemente entre hipoteca fija o variable, sabiendo que ambas tienen ventajas, pero dentro de unos márgenes de interés razonables a la oferta hipotecaria actual, y por último resulta esencial fijarse en la TAE con el fin de comparar fielmente el precio de una hipoteca frente a otra.